CALINGASTA: Un gendarme manejaba ebrio, embistió a una mujer y la dejó malherida


El gendarme viajaba en su auto Fiat Uno. La víctima afirma que escaparon y volvieron a los 15 minutos pero ya estaba siendo auxiliada.


Un terrible accidente sufrió una mujer cuando viajaba en su moto rumbo a su hogar, en Calingasta. Según confirmaron fuentes policiales, quien la embistió fue un auto Fiat Uno, color blanco, el que era conducido por Nelson Cerda (54), alias «Cafiolo», y de oficio gendarme. Viajaba junto a su primo, Diego Cerda totalmente ebrio, quienes tras el choque -según la víctima- escaparon del lugar y regresaron a los 15 minutos.

La mujer, identificada como Hilda Silvina Sosa, de unos 46 años, había terminado su jornada laboral en un puesto de comidas de la localidad de Las Tamberías, en Calingasta, y regresaba en su moto por ruta 406 hacia su vivienda, en el barrio R.I.M. 22, de aquel departamento. En esa vuelta, el Fiat Uno se le interpuso en el camino y la terminó embistiendo. Fue tal la magnitud del choque, que la damnificada se estrelló contra el parabrisas del vehículo y, luego, cayó al suelo.

La propia víctima sostuvo que quien la chocó huyó del lugar pero decidió regresar a los 15 minutos. Cuando ese Fiat Uno regresó, Hilda ya estaba siendo socorrida por el hombre que iba atrás. Según contaron las fuentes consultadas, se desconoce su identidad pero se sabe que se trata de un empleado de la Municipalidad de Calingasta. Precisamente, se dedica a la recolección de residuos.

El hombre que la auxilió iba unos metros atrás, por lo que pasó por la zona del choque y no dudó en frenar. Llamó una ambulancia y la trasladaron hacia el hospital de Calingasta. Afortunadamente, está consciente pero con algunas fracturas y otras heridas, según aseguraron fuentes hospitalarias.

A los minutos, llegó personal médico que la trasladó de urgencia hacia el nosocomio local; y también, personal policial de la Comisaría 16ma, el que llevó al gendarme y a su primo rumbo al hospital pero a realizarles el control de alcoholemia correspondiente. Según fuentes policiales, ese test dio positivo, por lo que confirmaron que viajaban en estado de ebriedad.

El accidente ocurrió durante la medianoche del pasado domingo. Aparentemente, el gendarme habría seguido conduciendo su auto Fiat Uno por Calingasta y, hasta el momento, no estaría detenido. La mujer accidentada estará internada varios días en el hospital hasta que pueda recuperarse de las serias heridas.

ACCIDENTE DE TRÁNSITOCHOFER EBRIOCALINGASTA

DEJANOS TU COMENTARIO